EM / Psicología

Depresión y esclerosis múltiple

¡Hola de nuevo a todos!

Hoy vengo a hablaros de la depresión en la esclerosis múltiple. Sabemos que los síntomas cognitivos y emocionales son los grandes olvidados en esta enfermedad, por eso creo necesario tratar este tema.

______________________________________________________________________________

Si necesitas ayuda no dudes contactar con un profesional de la salud mental. La depresión es un problema real y requiere del diagnóstico y tratamiento de un profesional. Cuidar nuestra salud mental es cuidar nuestro presente y nuestro futuro.

______________________________________________________________________________

Depresión

La depresión surge cuando las circunstancias de nuestra vida superan nuestras capacidades de poder afrontarlas. Esto impide que podamos regularnos de una manera correcta y nos sentimos desbordados, incapaces de poder afrontar lo que ocurre.

Todos hemos oído y sabemos de algunos de los síntomas de la depresión: ánimo bajo, poco apetito, sueño excesivo, poca energía, pérdida de interés en actividades que antes nos interesaban, etc. Pero también se dan síntomas como: mucho apetito, falta de sueño, sentimientos del culpa, falta de motivación por las cosas, etc.

Aquí os dejo una infografía sobre la depresión y sus síntomas.

Es importante tener en cuenta que la depresión debe ser diagnosticada por un profesional de la salud mental, ya que no solo padecemos de esta enfermedad si padecemos estos síntomas. Se hace necesario que una persona externa con amplio conocimiento de la depresión nos ayude. El profesional recogerá nuestra historia personal, nuestras circunstancias previas y actuales, entre otra información necesaria, y nos ayudará a volver a tener las herramientas para afrontar los altibajos de la vida.

Causas de la depresión

La depresión es una enfermedad bio-psico-social (algunos autores consideran que también se incluye la dimensión espiritual). Veamos estas causas:

  • Causas biológicas. Se sabe que existen vulnerabilidades genéticas a la depresión, es decir, personas que tienen más probabilidad de padecer depresión debido a sus genes: su cerebro genera menos serotonina o no la asimila eficazmente, alteración en los mecanismos que regulan el estrés, etc. Las personas que padecemos esclerosis múltiple también tenemos más probabilidades de padecer depresión debido a las placas que se forman en nuestro cerebro, ya que impiden una comunicación correcta entre neuronas.
  • Causas psicológicas. Las causas psicológicas de la depresión son muy diferentes en cada persona, pudiendo influir hechos del pasado y del presente. Se habla de predisposiciones psicológicas de temperamento (altos niveles de neuroticismo), de tipos de personalidad (personalidad depresiva) y de rasgos personales como la tendencia a la culpabilidad, a la melancolía o al pesimismo.
  • Causas sociales. Las causas más frecuentes de depresión suelen ser sucesos vitales estresantes: la pérdida de un ser querido, una ruptura sentimental o divorcio, problemas laborales o económicos, enfermedades, etc. Sin embargo, a veces la fuente de estrés no es fácilmente identificable, sino que es un cúmulo de situaciones.

Otra causa de la depresión en la esclerosis múltiple (y en otras enfermedades crónicas) suele ser el duelo. Os preguntaréis que qué tiene que ver el duelo en esta enfermedad, si no se nos ha muerto nadie ¿no? En realidad este proceso de duelo ocurre, tanto en la EM como en otras enfermedades crónicas, por un cambio repentino en nuestra salud que somos incapaces de afrontar. Es un mecanismo de defensa de nuestro cerebro para poder procesar los cambios ocurridos. El duelo se considera una reacción normal, adaptativa y necesaria del organismo, al contrario que la depresión.

Haré otra entrada hablando sobre el duelo, porque es un tema muy amplio y esta entrada se haría interminable jaja.

¿Tristeza o depresión?

Volviendo a la depresión, hay que saber distinguir entre depresión y tristeza. Os dejo esta genial infografía sobre la importancia de no patologizar (no hacer enfermedad) las emociones que son adaptativas y necesarias, como la tristeza.

Diferencias entre depresión y tristeza @argensolacentro
Fuente: https://psicologiaypsicoterapia.com/depresion-no-es-tristeza/

Sí, la tristeza es necesaria. Al disminuir la atención que prestamos hacia el mundo externo, miramos hacia nuestro interior y podemos reflexionar y analizar lo que nos ha ocurrido. La tristeza nos hace recluirnos y evitar realizar actividades sociales o personales, pero este tiempo de «descanso» es útil para recobrar energía y volver de nuevo a nuestra vida normal. Este estado no suele durar mucho en el tiempo y está relacionado con un evento, que suele ser fácilmente identificable. Es de gran ayuda el apoyo social (familiares, amistades, pareja, etc.) y la vuelta a la rutina.

La depresión, sin embargo, bloquea al organismo y le hace incapaz de poder realizar las tareas cotidianas. Se pierde también la motivación y las ganas de realizar cualquier tarea. Cada acción requiere de mucha energía y deja exhausta a la persona. Puede durar semanas, meses o incluso años. No solo se necesita apoyo familiar y de amigos, se necesita también ayuda de un profesional para poder superarlo, puesto que la persona pierde su voluntad.

En ocasiones, la depresión suele venir acompañada de ansiedad, lo que dificulta aun más la realización de las tareas, debido a la agitación y pensamientos catastróficos que esta ocasiona.

¿Se puede salir de la depresión?

¡Por supuesto que se puede salir de la depresión! Requiere de mucho apoyo y de ayuda profesional. Al igual que cuando enfermamos físicamente acudimos al médico, debemos acudir a un profesional de la salud mental.

En ocasiones es necesario la toma de medicación para poder afrontar esta enfermedad, ya que la depresión conlleva cambios en nuestro cerebro. Es necesario restablecer el buen funcionamiento de la serotonina, ya sea mejorando cómo nuestro cerebro la asimila o cómo la aprovecha.

No tengamos miedo a tomar antidepresivos o ansiolíticos si así nos lo receta un psiquiatra. La terapia psicológica es necesaria y no puede ser sustituida por medicamentos, pero a menudo se hace necesario la toma de un tratamiento para un mejor control de la depresión.

Espero que os haya gustado esta entrada más psicológica que creo que es necesaria. ¿Sobre qué os gustaría que hablara en otro post? Dejádmelo en comentarios. ¡Os leo!

neuronasinmielina@gmail.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *